Los afectos y el apoyo marca la diferencia en las carreras

Es indiscutida la importancia de la familia y los amigos para nuestra motivación en las carreras.Son aquellas personas cercanas a nuestra vida, que nos "soportan" nuestras amanecidas para entrenar, nuestros monólogos hablando de correr, y nuestras idas a dormir temprano cuando recién "la noche está en pañales". Pero, además, deciden ir a alentarnos en las carreras, haga frío, calor, llueva.

Esos "incondicionales" saben qué puestos tomar de manera estratégica en la carrera para ayudarnos (aún más) a hacernos sacar ese esfuercito de más cuando ya las fuerzas flaquean. A veces nos averguenzan un poco cuando nos ven caminando en un momento de renuncio y lo peor de todo  es cuando nos sacan la foto con cara de agotado.

Por eso, te tenemos una nueva tarea para el día previo a la carrera. Como ya sabes, es muy importante analizar bien el recorrido de la carrera, memorizando donde estarán las cuestas, los puestos de agua, donde entregarn geles, donde estárán los baños (uno nunca sabe qué le puede pasar en el camino!).

Pero también debés establecer previamente con tu familia y amigos, los puntos donde te van a ir a ver: definan qué elemento distintivo van a usar para que tú los veas, ya que a ellos les va a ser muy dificil diferenciarte entre la marea humana. Una bandera especial o un cartel llamativo, todo sirve para que cuando vayas llegando al lugar acordado, busques con la vista el estandarte y te arrimes hacia donde están ellos para que te saluden, te alienten, te tomen las mejores fotografías. Y sonríeles, gritales, haceles un "hi5", porque con eso, les estarás agradeciendo ese apoyo incondicional de toda la vida a esta locura tuya.
Fuente: El mundo de los corredores