Hidratación, una de las claves del éxito

Una de las claves para prevenir lesiones y descompensaciones durante el ejercicio es la hidratación, ya que más de un 70% del cuerpo de un corredor es agua por la mayor proporción de masa muscular, ya que los músculos están compuestos principalmente por este elemento.
La importancia del agua radica en que es el medio en el que se producen todas las reacciones celulares: absorción y metabolización de nutrientes, oxigenación, eliminación de toxinas, síntesis de proteínas, dilución de la sangre para facilitar el trabajo de bombeo del corazón y el transporte a través de los vasos sanguíneos, etc.

La correcta hidratación optimiza todas estas funciones, además de mantener la temperatura corporal constante durante la carrera y lubricar las articulaciones que se movilizan en la actividad física. Los expertos recomiendan consumir dos litros de agua por día, e ir reponiendo la pérdida de líquido que se produce al realizar ejercicios o esfuerzos adicionales.

Para salir a correr, cargar una botella con agua, ¡y a disfrutar!